Gigante de 2,50 metros al fin dejó de crecer


Contexto 24hs

Con una estatura de 2.51 metros, Sultan Kosen, considerado el hombre más alto del mundo, finalmente ha parado de crecer después de que se sometió a un tratamiento.

En mayo de 2010 ingresó a la universidad en Charlottsville, Virginia, para iniciar el tratamiento dirigido por la endocrinóloga Mary Lee Vance.

Kosen, quien ostenta un récord Guinness, y de nacionalidad turca sufre de acromegalia, un trastorno causado habitualmente por un tumor en la glándula pituitaria que exacerba la producción de la hormona del crecimiento y que puede llevar al gigantismo si el trastorno ocurre antes de la pubertad.

La doctora Vance dice que Kosen sencillamente no puede sostener su esqueleto.

Dado que el tumor en la pituitaria de Kosen se había propagado a áreas de su cerebro en las cuales no se podía realizar una cirugía tradicional, el neurocirujano Jason Sheehan efectuó una radiocirugía con rayos gama en agosto de 2010.

Este procedimiento no invasivo dirige haces de radiación concentrada guiados por imagen de resonancia magnética a un punto específico en el cuerpo del paciente, el tumor, en el caso de Kosen.

Según el informe de la universidad hace tres meses los médicos de Kosen en Turquía dijeron a Sheehan y Vance que su paciente había dejado de crecer.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Curiosidades, Gente, Sociedad

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s