¿Existe la suerte?


Por Soledad Blardone | sblardone@infobae.com

Le endilgamos las desgracias y la concreción de los deseos. Creemos que la tentamos con los juegos de azar. Infobae consultó a expertos y sus lectores opinaron

Crédito foto: AP

“¡Que tengas suerte!”. Con esa frase muchos suelen alentar a alguien que está por enfrentarse a cierto suceso: un examen, una operación quirúrgica, un nuevo empleo. Sin embargo, a veces nos preguntamos si solo el destino marca nuestras vidas, si podemos torcerlo y si la buena o mala fortuna puede influir en nuestras existencias.

Pero, ¿qué es la suerte?. Para el profesor José Pablo Dapena, director de la maestría en finanzas de la Universidad del CEMA (Argentina), es la creencia en una organización de sucesos afortunados o desafortunados que se manifiesta en forma de superstición. “Como verá, hablamos de creencias y supersticiones, e interpretamos los sucesos de una manera que creemos organizada a favor o en contra,lo cual no es ciencia”, explicó.

Napoleón Bonaparte decía que la suerte es el residuo de la organización, y el eximio  golfista, Gary Player, sostenía que tenía más suerte mientras más entrenaba. “El ser humano se enfrenta a acontecimientos que puede manejar con cierto esfuerzo y dedicación, y a otros que no. A veces, la suerte puede ser interpretada como una huida de la responsabilidad personal, ya que para evitar el esfuerzo atribuimos o dejamos en manos del destino sucesos que con esfuerzo podríamos mejorar, sostuvo Dapena.

En tal sentido, nuestro lector, Emanuel Biondi, publicó en http://www.facebook.com/InfobaeAmerica: “La suerte existe, pero hay que buscarla. En la mayoría de los casos influyen muchos factores, como pensar en positivo y ser perseverante”. En discordancia con su comentario, el lector Diego Hugo Acosta Giménez expresó en nuestro perfil de esa red social: “La suerte no existe, uno hace y crea su destino. Y las casualidades pueden ser”.

Infobae América entrevistó también al profesor Alberto Landro, titular de Econometría y de Procesos Estocásticos de la Universidad de Buenos Aires y de la Universidad Católica Argentina, quien se refirió a los juegos de azar. “Suponga una rifa con muchos billetes. En el lenguaje doméstico, se dice que el ganador fuefavorecido por la suerte pero debe tenerse en cuenta que inevitablemente alguno de los integrantes de la población de poseedores de billetes iba a ganar. Es decir que,inexorablemente la suerte iba a favorecer a algún individuo, con lo que perdería esa característica de fenómeno raro y espectacular que se le asigna”, indicó el experto.

Para el autor del libro “Acerca de la probabilidad”, de Ediciones Cooperativas, debe tenerse en cuenta que la suerte es simplemente una circunstancia que se asocia con la ocurrencia de un evento al cual se le asigna una probabilidad próxima a cero. “La única relación imaginable entre lo que habitualmente se denomina suerte y la matemáticaes a través de la teoría de la probabilidad”, destacó Landro.

Para Dapena, las personas incorporan ilusiones ópticas y sesgos cognitivos, tales como que la mala suerte explica nuestros errores. Por otro lado, por falacias e ilusiones de control creemos que con cábalas se pueden controlar sucesos atribuimos probabilidades subjetivas a ciertos eventos. Si el rojo no sale en la ruleta creemos que es más probable que salga en la  próxima jugada, cuando la probabilidad es la misma”, finalizó el especialista.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Gente, Sociedad

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s