¿Sabías que algunos alimentos no te dejan dormir bien?


Mañana tienes un viaje, una reunión muy importante, ¡o tienes que estudiar! Estás en la cama dando vueltas desesperada y no consigues conciliar el sueño, ni contando ovejas, ni con un vaso de leche caliente… ¿Te ha pasado alguna vez?

La dificultad para dormir al acostarse se denomina insomnio inicial y es el más común de los trastornos del sueño. Muchos pueden ser los factores que te llevan a estar con los ojos como platos tumbada en la cama (estrés, preocupaciones, habitos irregulares), pero ¿sabías que los alimentos que hayamos ingerido antes de acostarnos pueden influir a la hora de dormir?

Te vamos a dar una lista de alimentos que pueden provocar insomnio, para que a la hora de cenar sepas qué es lo que tienes prohibído llevarte a la boca si quieres descansar plácidamente.

¡Toma nota y duerme como un bebé!

Queso

El queso es uno de esos alimentos que no debes tomar horas antes de acostarte si no quieres sufrir insomnio. Contiene tiramina, un aminoácido que actúa como estimulante y te mantiene despierta, además de que puede producir dolor de cabeza.

Por el contrario, los lácteos como el yogur y la leche sí favorecen al descanso, ya que el calcio puede reducir el estrés y estabilizar las fibras nerviosas del cerebro, lo que nos hace sentir tranquilas y relajadas.

Chocolate

Está riquísimo y nos encanta tomarnos una onza antes de irnos a dormir, pero la tirosina que posee el chocolate se convierte en dopamina, un estimulante que nos alerta y nos impide conciliar el sueño.

En su lugar, puedes comer un puñadito de almendras o cereales, que ayudan a prepararnos para un periodo de descanso.

Alcohol

Puede que te parezca que tomando una copa de alcohol vas más relajada a dormir, pero esto no es así.

Se recomienda que las mujeres no beban más de 250 mililitros de vino, y los hombres, no más de dos vasos de cerveza.

La deshidratación que produce el alcohol puede interferir en tu sueño. Una ingesta elevada de alcohol impide que el cerebro libere vasopresina, un químico que avisa a los riñones para que reabsorban agua. Sin esta señal, necesitarás ir más veces al baño. Esto puede provocarte dolor de cabeza y sueño entrecortado.

Además, el alcohol también interrumpe la fase del sueño MOR (movimiento circular rápido), necesaria para un buen descanso. Sólo se alcanza esta fase una vez se han pasado los efectos del alcohol.

Bebidas con cafeína

Es más que obvio que el café no es la bebida más recomendable antes de irse a dormir. La cafeína es un estimulante que elimina la somnolencia y nos pone alerta. Pero no te despistes, hay otras bebidas con cafeína.

Refrescos de cola, té, mate y, en menor medida, el cacao, son algunos de los líquidos que contienen esta sustancia. Si eres amante del café y no puedes evitar tomarte uno por la tarde, hazlo unas 4 ó 5 horas antes de irte a la cama, para asegurarte el descanso.

En su lugar, puedes tomar una taza caliente de leche con miel.

Alimentos picantes

Los alimentos picantes o muy condimentados pueden dar problemas de reflujo gastroesofágico, provocando una digestión complicada con ardor y dolor de estómago.
En su lugar, es mejor cenar verduras, tales como lechuga o espinacas, fuentes naturales de calcio que predisponen al cuerpo para el reposo.

Pero, si finalmente decides cenar en el restaurante mejicano que acaban de abrir debajo de tu casa, llévate contigo sal de frutas, a no ser que prefieras pasar una noche “picante”.

Carnes

La carne procesada o ahumada contiene proteínas y grasas que tardan mucho en ser digeridas, y esto puede provocar pesadez de estómago y digestiones prolongadas. Las salchichas y los embutidos contienen tiramina, un aminoácido que favorece la liberación de un neurotransmisor que activa el cerebro y nos mantiene alerta.

Té de ginseng

El ginseng tiene propiedades muy beneficiosas, pero a la hora de dormir no nos ayudará nada. Contiene sustancias estimulantes del sistema nervioso, y es utilizado para cuadros de fatiga, astenia y estrés. Por lo que si decides tomar un té de ginseng, mejor hazlo por la mañana.

A la hora de dormir, es preferible que optes por infusiones de hierbas relajantes, como tila, melisa, valeriana o pasiflora.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Comer, Salud

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s